Mendoza avanza con el primer centro de esqui autosustentable

Escrito por el 26 mayo, 2020

Mendoza avanza con el primer centro de esqui autosustentable     meteored.com.ar

 

El complejo se llevará a cabo en el Valle El Azufre, en una ubicación privilegiada que garantizará 5 meses de nieve seca de gran calidad. Los servicios del lugar funcionarán 100% con energías renovables.

El proyecto se lleva adelante desde hace 10 años, estudiando el suelo y variables meteorológicas junto a especialistas del CONICET. Siempre de acuerdo a lo indicado por el portal, especialistas en energía solar se encargaron de estudiar las curvas de nivel de las 4 estaciones, aconsejando incluir en los meses de menor exposición solar (invierno), energía eólica, geotérmica y microhidroeléctrica. La energía de base será la geotérmica, la cual se obtiene a partir del aprovechamiento del calor del interior de la Tierra.

La sustentabilidad, como eje central
El Azufre promete ser la estación de invierno más grande del Cono Sur y un nuevo polo turístico en Mendoza. Contará con más de 13 mil hectáreas donde se construirá el pueblo con hoteles que brindarán el servicio ski in/ski out, medios de elevación con la última tecnología y el fuera de pista más grande del mundo. El emprendimiento además tendrá una pista de ski de travesía al pie del Volcán Peteroa, la cual finalizará en piletas de aguas termales.

Este centro de esquí no sólo utilizará energías renovables sino que además no se venderán productos descartables de un sólo uso, “queremos transmitir que ser sustentable no es ser menos lujoso, se puede ofrecer un servicio de lujo y consciente a la vez”, agregó Spinello.

En la planificación se suma la idea de plantar en la zona más de 1 millón de árboles, con el objetivo de disminuir la huella de carbono y el impacto que genera el traslado hacia el lugar.

El sitio fue descubierto de casualidad comenta Spinello a MDZ Online: un invierno llegó a Mendoza una producción internacional a filmar una película de nieve. La locación inicial para el rodaje era Las Leñas, lamentablemente en ese momento no había nieve suficiente, por eso tuvieron que sobrevolar la montaña en helicóptero en búsqueda de mejores condiciones. “Ahí encontramos El Azufre”.

Al mismo se accede a través de la Ruta Provincial 226, conocida como la “ruta olvidada”. Es un camino de tierra (87 kilómetros) que proyectan pavimentarlo a futuro. Esta ruta se convierte en el Paso Vergara para llegar a Chile y se ubica al pie del Volcán Peteroa.

Hallan microplásticos en 9 lagos patagónicos


Una investigación argentina halló que diminutas partículas de plástico habían llegado hasta lagos de la Patagonia, algunos de ellos ubicados en zonas casi vírgenes. Estos desechos generan preocupación mundial debido a su amplia distribución, permanencia y efectos sobre los ecosistemas.

Ya se conocía la existencia de microplásticos en lagos de de Europa, Asia y América del Norte y, con esta nueva investigación, también se suman los lagos argentinos. Según un estudio se encontraron microplásticos en todos los lagos analizados de la Patagonia, con una concentración media de 0,9 microplásticos por cada metro cúbico de volumen (MPs/m-3), lo que sugiere un estado de baja contaminación -pero no por eso menos preocupante- en comparación con otros lagos del mundo.

Los nueve lagos estudiados fueron la represa Florentino Ameghino, el lago Pico 1, el lago Los Niños, el lago Vintter, el lago Pico 4, el lago La Plata, el lago Fontana, el lago Toro y el lago Musters. Este último es el único que presenta una alta población a sus alrededores, Colonia Sarmiento, una ciudad de 11.000 habitantes, y suministra agua a 254,000 personas (INDEC, 2010). El lago con el mínimo valor de microplásticos fue la represa Florentino Ameghino (0,3 MPs/m-3) y el máximo se halló en al el lago Vintter (1,9 MPs/m-3).

Los microplásticos dominantes eran fibras azules, con predominio de partículas de tereftalato de polietileno (PET) de azul índigo, con un tamaño entre 0,2 y 0,4 mm. Estos microplásticos presentan un riesgo potencial para los primeros niveles de la cadena alimentaria (plancton, peces y aves). Los cuerpos de agua, especialmente los de la llanura patagónica, son casi la única fuente de agua para el consumo humano y el desarrollo de las actividades económicas de la región, entre las que se incluye la ganadería, agricultura, extracción de petróleo y gas y turismo.

La escorrentía desde asentamientos urbanos, el turismo, los productos textiles y la pesca se identificaron como las principales fuentes de microplásticos a estos lagos. El PET es un tipo de plástico no biodegradable usado en envases y textiles. Su producción es tan masiva, que de los 29 millones de toneladas de residuos domésticos recogidos en Europa el pasado año, 17,8 millones fueron de este tipo de plástico.

¿Qué son los microplásticos?
Los microplásticos son polímeros sintéticos que tienen un tamaño inferior a los 5 mm. Provienen de una gran variedad de fuentes, como cosméticos, ropa, artículos de pesca, deshechos plásticos de uso cotidiano y procesos industriales.

En general, se los diferencia en microplásticos primarios, los cuales son fabricados específicamente para ser utilizados en productos; y microplásticos secundarios, que son los que se originan por el deterioro de desechos plásticos más grandes, generalmente por acción de la fotodegradación, interacciones físicas, químicas y biológicas.

Solamente en el 2018, se produjeron 359 millones de toneladas de plástico en todo el mundo y, debido al uso extenso de plástico y al mal manejo, se espera que hasta el 10% de los fragmentos de plástico generados en el mundo terminen en algún sistema acuático.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Canción actual

Title

Artist

Background

You're currently offline